Se encuentra usted aquí

Inicio

Ibn Arabí

Mensaje de error

Notice: Undefined offset: 1 en counter_get_browser() (línea 70 de /home/literatura/domains/literatura.islamoriente.com/public_html/sites/all/modules/counter/counter.lib.inc).

¡Qué dolor en mi corazón!

¡Qué dolor!

¡Qué gozo en mi alma!

¡Qué gozo!

En mi corazón arde la pasión como un fuego.

En mi alma se ha puesto una luna de tiniebla.

¡Oh almizcle!

¡Oh luna!

¡Oh ramos sobre la duna!

¡Qué verde!

¡Qué esplendor!

¡Cuánto aroma!

¡Oh boca sonriente, cuya humedad adoro!

¡Saliva cuya miel he probado!

¡Luna revelada, con las mejillas cubiertas

del rojo atardecer!

Mi corazón es capaz de cualquier forma:

Un monasterio para el monje

Un templo de ídolos

Un prado para las gacelas

La Kaa’ba para los peregrinos

Las tablas de la Torá, el Corán,

El Amor es mi credo

Donde quiera que vayan sus camellos

El Amor sigue siendo

Mi credo y mi fe

 ¡Qué no ofrecería mi alma por (volver con las vírgenes) blancas y  risueñas, que al besar la columna y la piedra conmigo jugaban!

 Es el perfume quien te guía, al perderte tras de ellas.

 Nunca se cerró para mí la noche, pues como bajo el brillo de la luna llena me hace marchar su recuerdo

 Viajando junto a sus cabalgaduras, la noche se me hace (clara) como el sol al alba.

 Con amor cortejo una de ellas: ¡una belleza en el género humano sin par!

 (Tanto, que) al descubrir su rostro te muestra la grandeza de un sol naciente que en su brillo no cesa.

Entre este mundo y la Resurrección,

para cualquiera que reflexione, /

hay niveles intermedios (barzajiyya),

cada uno con sus límites:

Aquello que guardan depende del

influjo de su posesor, de cómo sea /

ahora mismo, antes de morir – por tanto,

consideradlo profundamente [Oh gentes

de visión] (59:2)!

Tienen influencia y autoridad sobre todas

las cosas, logrando que las maravillas /

aparezcan; no dispensan (a nadie), ni

dejan (a ninguno) solo (74:28).

Tienen abiertas manifestaciones en el

ser, sin restricción, ...