Rumí

Un derviche a la puerta

Autor: 

Un derviche toca a la puerta de una casa

Y pide un pedazo de pan seco o húmedo

No importa.

“Esto no es una panadería” dice el propietario

“¿Podría tener un pedazo de cartílago entonces?

“¿Le parece esto una carnicería?”

“Un poco de harina”

“¿Escucha Usted algún molino?”

”¿Agua?”

“Esto no es un pozo”

Cualquier cosa que el derviche pidiera,

El hombre sólo hacía alguna broma de mal gusto

Y evitaba darle algo.

Finalmente el derviche penetró en la casa,

Subió su vestidura y se agachó

Como si fuera a defecar...

Juguete de Concha

Autor: 

Ve a las cualidades de Dios y el rostro de Dios.

Vacíate, y estés allí y no estás allí,

Y cuando las letras se pierdan y desaparezcan entre

Ellas, se produce una conexión suave.

En la unión, ellas son mudas

Las palabras, tú no lanzaste cuando lanzaste

Fueron pronunciadas sin que Muhammad hablara

Las palabras, Dios dijo

Surgen del silencio.

Una medicina en el armario es medicinal

Solo cuando se disuelve en un cuerpo enfermo

Aún si cada árbol fuera cortado y dividido

Y cada tronco y cada tabla transformada en plumas,

Y si todo el océano fuese tinta y cada ser humano

Se uniera al trabajo, no habrá esperanzas de terminar

Esta creación...

Varios disfraces y máscaras

Autor: 

Un ave llegó a una pradera donde había una trampa

Granos habían sido puestos sobre el suelo

Y cerca un gallo se había envuelto en hierba

Y colocado rosas y amapolas rojas sobre mi cabeza como un sombrero.

El ave tenía una noción de que ese monte de hierba

No era todo hierba, pero a primera vista, él no tenía

Argumentos sobre que sería.

Él saltó alrededor del extraño monte y preguntó,

¿Quién eres tú, aquí afuera en la selva?

Soy un renegado, contento con vivir como una hierba

Después de la muerte de mi vecino, cerré mi tienda,

Dejé de asociarme con ningún ser humano

Y ahora trato de ser amigo del Único...

El lomo del león

Autor: 

Una persona encuentra a un profeta

Y de algún modo no dice:

“Señor, ayúdeme a ser”.

¿Cómo es que pides bienestar físico,

Y no una existencia verdadera?

¿Eres como un perro que amas tanto los huesos?

¿Eres como una sanguijuela que desea sólo sangre?

¿Por qué estás tan ciego a lo que el alma necesita?

Llora por ti como cuando llora una nube,

Y entonces las ramas refrescan.

Deja que la risa te guíe

Autor: 

Cuando vayas a comprar una granada

Escoge una que esté riendo,

Que tenga su máscara abierta

De modo que a través de su abertura

Puedes tener información

Sobre las semillas.

Escucha la risa que muestra el interior

Que agrieta la concha, y te deja ver la perla

Hay otro tipo, una risa infeliz

Como la de la anémona roja que muestra su oscuridad interior

Pero la risa de la granada está bendecida,

Como la compañía de buena gente.

El fruto gustoso

Autor: 

Puedes tener muchas devociones a tu crédito,

Mucho ayuno y oración,

Pero no has probado el sabor de esos actos

Hay muchas conchas de nuez,

Pero ninguna con un dulce fruto dentro.

Tiene que haber un regusto,

Una semilla deliciosa, o el fruto

No podrá producir una planta,

Que luego se vuelva un árbol productivo.

Las prácticas de austeridad sin sabor,

Son sólo fantasías...

Páginas